Archivo | marzo, 2016

“LA EMPATIA”

21 Mar

Hace poco hablábamos sobre la empatía con el dolor ajeno, cuando un adoptado adulto nos habla desde su experiencia, exponiendonos sus sentimientos, sus miedos, su rabia, su ira, su desencanto..  muchos  de los adoptantes no sabemos leer entre líneas, solo les leemos desde la crítica, y no de forma constructiva, si no destructiva..

Pero qué pasa, si nuestros hijos nos hablan de su dolor, ese dolor que ahora siente, siendo aun niños o adolescentes, ese dolor de la “herida primaria” (el abandono), ¿sabemos acompañarles? ¿Sabemos entenderles? O simplemente les quitamos hierro para hacerles sentir que la adopción es positiva. que pronto se le pasará.

He cogido una reflexión de una madre adoptiva y amiga (Claudia Antelo) la cual he modificado un poco para que vaya acorde a este post.

“Acompañar  a nuestros hijos sin intentar solucionar su dolor, entrando en el dolor, aceptando que es INJUSTO el que no esté con padres biológicos,  y que haya sufrido una pérdida tan inmensa. La empatía NUNCA recuerda lo positivo que es la ADOPCIÓN, porque eso es minimizar el dolor, la empatía no dice “peor sería que” o “al menos…” Reconocer su dolor, es saber acompañarlos y de esa manera aprendemos a quererlos tal como son”


Anuncios

La inmigración como referente

10 Mar

El 27 de febrero asistí al coloquio de “2 experiencias de referencias para aprender” organizado por: Instituto Familia y Adopción y Fundación Vidal y Barraquer, moderados por Eva Gispert y Vinyet Maribent; me ha sido increíblemente constructivo, ya que por fin se le dio valor la experiencia de la inmigración (joven), como referentes entre las similitudes y diferencias con la adopción internacional, no es la primera vez que Eva Gisper organiza un coloquio de este tipo, donde pone ejemplos con la inmigración, pero si fue la primera vez que participaron dos chicos jóvenes que han superado las vicisitudes en la vida.

Dos historias de supervivencia, plagadas de dificultades, pero con una increíble capacidad de superación. Una resiliencia impresionante para saber afrontar lo vivido y no caer en fracaso.

  • Ousman 28 años que nació en Gana y trabajo desde los 5 años en el campo, a los 9 años salió de su pueblo para saber Quien era el hombre blanco que estaba por encima de todo” trabajo como soldador hasta los 13 años por un plato de arroz, llego a España con 17 años después de 4 años de un largo viaje por diferentes países de áfrica, en ese trayecto perdió muchos amigos, unos murieron de sed en el desierto otros ahogados en el mar, en tres intentos de que su barca no naufragara, paso recluido 33 días en un centro en Fuerteventura, y luego llego a Barcelona con una botella de agua y unas galletas, tuvo la suerte que por su camino se le cruzara una familia, la que le acogió como a un hijo, entonces comienza una vida diferente, distinta a la que había llevado, una habitación propia, unos padres que se preocuparan por él, trabaja a media jornada sin dejar de estudiar por las noches, hoy estudia dos carreras, Química, Administración de Empresas y Marketing. Ha creado su fundación NASCO y ha logrado que su hermano menor se gradúe en Ciencias Políticas en su país de origen.
  • Halal 26 años llego de Marruecos a los 17 años por una beca de estudios por un mes, y cuando se acabó su estancia, decide quedarse en Barcelona, en la que se le interna en un centro de acogida por ser menor de edad, pero dentro de su estancia encontró la oportunidad formarse como electricista para tener un oficio, y tuvo la voluntad de estudiar mientras trabajaba a media jornada, hizo un ciclo como Integrador social, que en poco tiempo ya estaba trabajando en el mismo centro donde residió cuando llegó. Decide seguir estudiando hasta recibirse de Educador Social, en la cual durante el tiempo de prácticas, supo lo que eran las CRAE (Centro Residencial de Acción Educativa) donde conoció tres jóvenes que provenían de adopciones internacionales fallidas.

Las reflexiones fueron las siguientes:

  • Lo importante que es sentirse acompañado (nunca sentirse solo)
  • La importancia de la red social de calidad (amigos en quienes se pueda confiar)
  • Mantener la identidad de tus origines (saberse valorar como africano, marroquí, etc.)
  • Comunicación frecuente con los orígenes (saber que tu familia te espera o te extraña)
  • Referentes positivos donde verse reflejados (yo también puedo, como fulanito)
  • Buscar elementos de integración con la nueva cultura (deportes, estudios, etc.)
  • Las expectativas y las frustraciones (esperaba algo más, tengo que hacer mas)
  • La madurez emocional para asumir responsabilidades de adultos para su propia supervivencia.

Para obtener mayor información del coloquio se puede clicar Aquí

 

Mis motivaciones para buscar mis orígenes

7 Mar

Cuando un adoptado, comienza a buscar sus orígenes conscientemente a una edad temprana, esa búsqueda “solo le pertenecerá al adoptado”, siendo un proceso donde el acompañamiento profesional es IMPRESCINDIBLE, mientras el acompañamiento de los padres adoptivos debe darse con total respeto al sentimiento del hijo o hija, sin desvalidar ni uno solo. No pretendamos anteponer nuestro sentimiento de protección dejando pasar el tiempo, ya que es el inicio del camino para su propia sanación.

Les comparto una carta que llego a mis manos, que fue escrita por un niño, para ser presentada ante el organismo de adopciones de su país de origen, ya que era uno de los requisitos para dar inicio a su petición. (Agradecemos a la madre por facilitárnosla)

Me presento, soy …….. con 10 años de edad.

Mis motivaciones para buscar mis orígenes, son saber que paso entre mi madre y mi padre para que me entregaran en adopción, siento o necesito saber que paso, el por qué, hace poco leí con mi madre adoptiva el expediente donde encontré que me llamaba con dos nombres ¿Cuál era el verdadero?, me confundía saber que tenía un hermano biológico mayor que yo, en el que ponía en el expediente que antes era huérfano de padre y ahora esta con mi madre biológica, y puede que se acuerde de mí. También quiero saber qué historia tengo entre mis raíces de origen, ¿a quién me parezco? es difícil saberlo, pero espero que pronto encuentre la verdad.

Por el momento me conformo CON LA FOTO DE MI MADRE Y DE MI PADRE (si se puede), ya que aunque me dejase por motivos, le quiero y eso no desaparecerá.